Podríamos definir a Sal Ancestral como varias generaciones de maestros salineros produciendo de manera pura, artesanal, sin procesos químicos ni máquinas, sin más herramientas que sus sabias manos para extraer y moldear la sal que hoy les presentamos, sales ancestrales, de manantial, únicas en el mundo. Además de estos conocimientos transmitidos, completan la faena la tierra, el agua, la luz y el viento. Al Norte de España, en Navarra encontraron el lugar perfecto para instalarse, ya que se cumplen los requisitos perfectos para producir sal puramente: por la tierra libre de contaminantes, el agua que surge de esa tierra en forma de manantial salado, el sol que según se le antoje, por su intensidad y duración, hace que estas sales sean un bien escaso y de temporada. Y por último el viento, que a su paso por el valle donde está ubicada la salina, modela los cristales con precisión.

Las tres sales que hemos escogido dentro de su amplio catálogo, son las más representativas por textura y forma, para cubrir las necesidades de cualquier preparación culinaria que se imaginen.

Imagínense ese paquete de sal fina común que todos tenemos en el armario de la cocina absorbiendo humedad, pues nada que ver. La Sal de Manantial Ancestral Tradicional está compuesta por cristales heterogéneos, es suave y perfecta para sazonar ligeramente, tanto carnes como verduras, guisos o cremas, como para darle un guiño sutil a los postres. Como dato curioso, la bolsa interior está hecha de un material a base de fécula de patata, que conserva genial el producto y es totalmente biodegradable.

Aquí un producto para los más gourmands. Esta sal líquida, es ni más ni menos, que el agua natural del manantial de Sal Ancestral, envasada directamente para su consumo. Viene con pulverizador para facilitarnos la mezcla con batidos, salsas o cualquier elaboración que tengan en mente, por eso, además, este bote de 200 ml cunde mucho.

No tenemos nada en contra de la sal Maldon, pero parece que, desde hace unos años para acá, todo el mundo la utiliza dejando de lado otras formas y texturas para sazonar sus platos. La sal de Manantial Ancestral en Escamas es delicada, es crujiente y dará el toque de gracia a sus carnes y verduras a la parrilla. Prueben un medallón de foie fresco con un puntito de esta sal por encima: otro nivel.

Producto añadido